19 de junio de 2012

Sexualidad Original



 Oleo sobre madera
100x80 cm
2012

Vio, pues la mujer que el árbol era bueno para comerse, hermoso a la vista
y deseable para alcanzar por el sabiduría, y tomo su fruto y comió, y dio también
de él a su marido, que también con ella comió.
Abriéndose los ojos de ambos y viéndose que estaban desnudos, cogieron unas
hojas de higuera y se hicieron unos cinturones […] Pero llamó Yahvé al hombre
diciendo, “¿Dónde estás? “ Y este contesto: “te he oído en el jardín, y temeroso
porque estaba desnudo, me escondí”. Y dijo dios a la mujer “multiplicaré los trabajos
de tus preñeces, parirás con dolor los hijos y buscaras con ardor a tu marido,
que te dominará”
Génesis 3, 6-16.
 
Este fragmento del Génesis ha sido leído y releído por, y para miles de personas
creando dentro de lo que podríamos denominar cultura occidental, una
condición de sumisión e inferioridad de la mujer ante la figura masculina. Pero lo
sorprendente de todo esto es que no solo el hombre lo acepto sino que las mujeres
lo asumieron y acataron como ordenes de Dios. Hoy en día parte de esa
cultura machista ha desaparecido y aun sigue en camino de desaparecer por
completo, pero quedan vestigios que a veces son poco visibles pero que aun
constituye parte de nuestro comportamiento y percepción de las cosas

1 comentario:

  1. Fantastic!
    In my eyes, they look beautful and disgusting in one. Great work!

    ResponderEliminar